El Ciudadano Cañuelense - Edición Digital

EL TIEMPO EN CAÑUELAS

°C | °C

Cañuelas, 23 de octubre de 2019    N° de Edición On Line: 3078

Ediciones anteriores Tapa de la edición impresa

Malestar por la demora en la implementación del servicio de diálisis

 El proyecto del centro Agüero no avanza. Habría contactos con una nueva empresa. Los pacientes se quejan.

16.09.2019, 10:22:20 | Actualidad

Achicar texto Agrandar texto
 A seis meses del cierre del centro de diálisis San Bruno que funcionaba en Acuña y Mitre, los intentos por crear un nuevo servicio local no han dado sus frutos.  Desde entonces, más de cuarenta pacientes dependen de un servicio que funciona en Tristán Suárez, el más cercano a nuestro distrito.

Al confirmarse el cierre de San Bruno el municipio se reunió con los pacientes damnificados y prometió avanzar en alguna solución. Como primera medida se promovió un recurso de amparo ante el juez de la Cuenca Matanza Riachuelo, que no prosperó; y se solicitó la creación de un servicio de Nefrología en el Hospital Regional, que rechazó esa posibilidad. 

Acto seguido, a principios de abril, el intendente, funcionarios y algunos concejales mantuvieron una reunión con representantes del Centro Nefrológico Agüero, que prometió una rápida reapertura en el mismo edificio donde funcionaba San Bruno; o bien en el Hospital Marzetti. Con el correr de los días esa propuesta se diluyó.

Durante la semana la paciente Cintia Romina Porto usó las redes sociales para denunciar las demoras en la resolución del tema.

“Durante meses nos montaron un gran circo con promesas y falsas palabras y mientras creíamos y esperábamos, algunos compañeros fallecieron; otros están en terapia intensiva luchando por su vida; otros que ya no quieren dializarse; otros van con un manual y una abogada haciendo valer su derecho a la vida… Hoy, después de seis meses de reuniones en la Municipalidad, de intentar tener charlas sin que den la cara, de audiencias en juzgados y de idas y vueltas, no tenemos nada, absolutamente nada” escribió Porto en su perfil de Facebook.

Al cierre de esta edición El Ciudadano intentó comunicarse con Solange Masso, representante del Centro Agüero que en abril se reunió con el Ejecutivo. Masso no respondió los mensajes de whatsapp enviados por este diario a su teléfono móvil y ante los reiterados llamados contestó una sola vez diciendo “equivocado”.

Porto, en conversación con este diario, expresó su malestar con el Ejecutivo y con el concejal Leonel Fangio, quien intervino en casi todas las negociaciones. “Hoy me queda la duda de si el anuncio de Agüero fue real o una puesta en escena. La realidad es que de los 42 pacientes que hay en Cañuelas, sólo 20 seguimos yendo a Tristán Suárez. Algunos fallecieron y otros no se están tratando por la incomodidad del traslado, cuando necesitamos de esa máquina para vivir”.

Porto agregó que la indefinición de Agüero perjudica la resolución del tema. “Nosotros, por  nuestro lado, estuvimos haciendo contactos con empresas. Hay dos que podrían venir a Cañuelas, pero no van a venir hasta tanto Agüero se corra del medio en forma definitiva, porque no hay suficiente cantidad de pacientes para dos centros”.

Leonel Fangio, concejal integrante de la Comisión de Salud, rechazó los cuestionamientos. “De ninguna manera hubo una puesta en escena.  De hecho vinieron arquitectos que fueron al Hospital Marzetti a hacer planos. No me consta que el proyecto de Agüero esté caído”, aunque admitió el malestar de algunos pacientes por las demoras.

Agregó que el lunes habrá una nueva reunión, esta vez con el Dr. Horacio Biltes, representante de un centro nefrológico de zona sur. “La empresa que se instale más rápido es la que se hará cargo del servicio”, concluyó.

© El Ciudadano Cañuelense

Subir
Enviar corrección