El Ciudadano Cañuelense - Edición Digital

EL TIEMPO EN CAÑUELAS

°C | °C

Cañuelas, 23 de mayo de 2019    N° de Edición On Line: 2925

Ediciones anteriores Tapa de la edición impresa

Entre gritos e insultos, el Legislativo debatió el drama de los caminos rurales

 Referentes del sector rural se enfrentaron con algunos concejales que analizaban la formación de un consorcio. En medio del escándalo la sesión se interrumpió por más de una hora.
Hubo gritos y hasta empujones en plena sesión.

BulletHubo gritos y hasta empujones en plena sesión.

13.05.2019, 08:35:59 | Política

Achicar texto Agrandar texto
 Los concejales del FpV-UC.-PJ consiguieron los escaños necesarios y con el apoyo del massista Leonel Fangio aprobaron la conformación de una comisión de seguimiento para monitorear el mantenimiento de caminos. 

La norma fue aprobada en la madrugada del jueves 9, luego de una prolongada interrupción motivada por los gritos e insultos que partieron desde el público, en su totalidad habitantes y propietarios de la zona rural. El presidente del Concejo Deliberante, Maximiliano Mazzanti, abrió un cuarto intermedio y se retiró de la sala. Las palabras subidas de tonos y la aproximación de algunos vecinos a las bancas generaron un momento de tensión que no se vivía en el Concejo desde hacía años (el último episodio violento lo sufrió el concejal Horacio Cabrera cuando se discutía el tema del angiógrafo).
 
La problemática de los caminos rurales copo el recinto con tres despachos:
 
A) Cambiemos (en minoría). Proponía la conformación inmediata de un Consorcio Caminero permanente integrado por concejales, funcionarios, dirigentes de entidades rurales y productores, con facultad de control y definición de obras; y la disposición del 100 por ciento del ingreso de la tasa de Red Vial y tasa por Marcas y Señales en una cuenta afectada.
 
B) FPV/PJ/UC. El proyecto girado por el Ejecutivo proponía una comisión de monitoreo con participación de productores en carácter de veedores durante seis meses, hasta el cambio de gestión. Afectación de la tasa de Red Vial (sin especificar montos) e ingreso de multas.
 
C) Proyecto de Ayelén Rasquetti (Frente Renovador) que proponía la formación de un consorcio con recursos afectados (Red Vial y Marcas y Señales), con un mayor desarrollo sobre la conformación y alcances del consorcio. 
 
El comienzo de la sesión fue monótono y con las habituales chicanas hasta que el debate por el estado de los caminos rurales encendió la disputa entre los concejales de la oposición y los vecinos, que eran unos veinte, algunos de ellos conocidos por sus habituales manifestaciones en la plaza San Martín.
 
El público apoyaba el proyecto de Cambiemos, defendido por el concejal Carlos Alvarez. El proyecto del Ejecutivo, en tanto, fue argumentado por Rodrigo Ruete, quien recibió algunas interrupciones desde el fondo del recinto. 
 
Fangio se puso en un lugar complicado, sin definirse por el oficialismo ni la oposición. Estaba en favor de formar un consorcio caminero pero repetía que no había tenido tiempo para estudiar el despacho mejorado porque le había llegado a último momento. Entonces el público no aguantó y le lanzó un montón de críticas a viva voz. 
 
Mazzantti intentó calmar los ánimos y hasta le ordenó a algún vecino exaltado que se retirara, pero sus palabras no causaron el efecto esperado. 
 
Cuando Fangio mencionó que el proyecto apoyado por los ruralistas era “electoralista” fue la gota que llenó el vaso. Juan José Iñiguez salió de su silla como un resorte y le dedicó varias palabras a los gritos. Luego las recibió Ruete y se sumaron más personas del público. Hasta se escucharon acusaciones sobre el patrimonio del concejal Alejandro Cid Mena. El clima era violento y cuando uno de los más exaltados lo empujó a Cid Menna en el pecho, Mazantti les ordenó a sus compañeros de bancada que abandonaran el recinto.
 
La asamblea se reanudó cuando casi todos los ruralistas se habían ido. Durante el cuarto intermedio una empleada del Concejo rompió en llanto, angustiada por los momentos vividos. Otros empleados levantaron la vajilla del café y los vasos, seguramente previendo que podían terminar siendo usados como proyectiles.
La ausencia del concejal Hernán Muerza del bloque unipersonal “Haciendo lío”, hacía que los dos grandes bloques no contaran con votos suficientes para imponerse. Había un empate técnico.
 
Finalmente Fangio votó con el kirchnerismo y se aprobó el proyecto girado por el Ejecutivo: durante seis meses habrá una comisión de seguimiento de las obras en la red vial, pero no habrá consorcio.



Algunos comentarios del concejal Fangio encendieron la mecha.
 
"FIN ELECTORALISTA"
 
“Se desconoce el método y plan de trabajo sobre los caminos rurales. De los 1200 kilómetros de caminos rurales, hay 104 que son provinciales. Crear comisiones es más de lo mismo. Nos piden los vecinos cambiar el manejo de fondos que ellos aportan. Proponemos entonces un ente público-privado, en forma de consorcio, que maneje los fondos de Red Vial y tasa de Marcas y Señales, y que defina el cronograma de trabajo y prioridades para el mantenimiento y reparación de caminos rurales, con la participación de funcionarios municipales, vecinos y entidades rurales. Hoy los vecinos no tienen caminos”, aseveró el concejal Alvarez. 
 
Mientras tanto Ruete señaló: “Deberíamos tener una redacción en común, pero llegamos mal a este debate. Es irresponsable que un consorcio se ponga en funcionamiento en medio de una gestión (municipal) que termina. Nada se va implementa antes de esta campaña. La urgencia no va a estar resuelta y no hay solución mágica ahora”.  La voz del público comenzó a notarse.
 
“No puedo entender, pero tal vez ese fue el efecto que buscaron. Son despachos informando a los demás concejales, pero no sé cómo lo hicieron así. No puedo analizar un proyecto que afecta 40 millones de pesos para un consorcio. Falto más trabajo legislativo, más tiempo, evaluar con todos los concejales y dar una herramienta a los vecinos para llegar a esta votación. Acabo de escuchar un proyecto pero no lo tengo en mis manos. Falta generar un tiempo más, dos días, una sesión extraordinaria, debatir, sumar experiencias. Acá veo un desatino, un fin electoralista”, argumentaba Fangio, quien recibía una catarata de gritos desde el público, hasta que retrocedió y agregó “no por parte de los vecinos”.
 
“Coincido con la primera intervención de Alvarez –agregó Fangio desde su bancada solitaria–. No se vuelcan todos los recursos para cambiar el estado de los caminos. De manera oficial el único despacho que tengo es del Frente para la Victoria, la concejal Blasco me acercó el de Cambiemos. Lo leí, hice algunas observaciones y ahora veo que hay un tercer despacho, del que no tengo noción. Esto ameritaba un análisis más profundo, con los tres despachos, pero hubo un encamprichamiento (sic), debía haber responsabilidad. No sé por qué no me acercaron el tercer despacho, por qué sacarlo hoy. Es una falta de respeto, es electoralista”.
“Laburen”, “mentiras”, ”¿dónde mierda está la guita?”, “Hace ocho años que no aparecen las máquinas”, “mogólico”, “salgan afuera”, “la puta que los parió”, “manga de delincuentes”, “te haces llamar Fangio pero sos Vázquez”, fueron las frases lanzadas desde el público.
 
Una vez iniciado el debate, Ruete no había recibido muchas críticas, pero le gritaron cuando argumentó que la formación de consorcios tenía que ser responsabilidad del jefe comunal. Un habitante del kilómetro 72 fue a increparlo, Cid Menna quiso intervenir y fue entonces cuando le lanzaron “Llegaste con dos trapos y ahora tenés una casa y alquilás”. El concejal, cruzado de brazos, le disparó que no dijera “boludeces” y luego recibió un empujoncito en su pecho por parte de otro vecino. Mientras tanto el precandidato a intendente radical Cristian “Polo” Pérez Armari intentó bajar los ánimos y organizar a los vecinos exaltados, al tiempo que preguntaba por el presidente del Concejo, que había abandonado el lugar y no pudo demostrar ningún tipo de mediación.
 
Finalizada la cuarta sesión ordinaria, ninguno de los bloques ni la Presidencia emitió alguna crítica por los hechos sucedidos. Dos días después los bloques del oficialismo y de Cambiemos difundieron un texto de repudio; mientras que el intendente convocó a una conferencia de prensa.
 
OTROS TEMAS
 
Durante la caliente sesión de los caminos rurales se trataron también la creación de un programa municipal de celiaquía; el saneamiento del predio de Güemes y Ameghino; tareas de mantenimiento en Santa Rosa; creación de un oficina de mediación comunitaria y hasta un repudio al ministro de Justicia de la Nación.

© El Ciudadano Cañuelense

Subir
Enviar corrección