El Ciudadano Cañuelense - Edición Digital

EL TIEMPO EN CAÑUELAS

°C | °C

Cañuelas, 18 de julio de 2019    N° de Edición On Line: 2981

Ediciones anteriores Tapa de la edición impresa

Caso Bianca: no hubo contención del Servicio de Niñez y falló la asistencia del Estado

 La traumática muerte de la menor, víctima de golpes y abuso de larga data, dejó al descubierto una cadena de negligencias. En diciembre el Servicio recibió una denuncia que no fue tenida en cuenta.
Bianca murió en la más absoluta soledad.

BulletBianca murió en la más absoluta soledad.

11.03.2019, 12:51:39 | Policiales

Achicar texto Agrandar texto
 Bianca Xiomara Godoy murió sola, abandonada y sin la asistencia de los organismos que fueron creados para ayudarla. Esa es la conclusión a la que puede arribarse luego de analizar la inacción generalizada ante los maltratos de los que fue víctima. Tampoco su familia paterna o materna hizo lo esperable para evitar el calvario.

Mucho se dijo sobre las denuncias que presuntamente presentó su padre, Ezequiel Godoy, ante la justicia. De acuerdo a los datos que pudo obtener El Ciudadano, existen una sola denuncia que presentó el padre, en febrero de 2018 ante la UFI 3 de Ezeiza. Pero esta denuncia no fue por los golpes que recibía Bianca sino por los golpes que recibió él mismo de su ex, Viviana Roldán, cuando descubrió que la engañaba con Federico Espinoza. Existe otra denuncia, de enero de 2018, presentada por la abuela de Bianca ante la misma UFI, pero no está claro que se refiera a Bianca.

El Ciudadano también pudo verificar que la niña fue llevada por Roldán y Espinoza a la Unidad Sanitaria de Máximo Paz el viernes 21 de diciembre. Desde allí fue derivada al Hospital Marzetti, donde fue recibida por los médicos Elías Arrieta y Eliana Dutto.

En el libro de guardias quedó asentado que “Bianca Godoy Roldán”, “DNI 54.355.7…” domiciliada en “Bouchard 1339” de Máximo Paz ingresó a las 3.15 del sábado 22 de diciembre y que presentaba un hematoma en la región occipital, por lo que Arrieta y Dutto decidieron trasladarla a La Plata. El registro agrega que la madre de la criatura se negó aduciendo que prefería hacerla atender en forma privada a través de su obra social.

El libro también señala que ante la presunción de una situación de violencia intrafamiliar se denunció el caso ante el Servicio de la Niñez y la Comisaría de la Mujer.

Elías Arrieta –hijo del intendente municipal– se encuentra de vacaciones fuera del país. En un intercambio de WhatsApp que mantuvo con un medio de prensa reconoció haber atendido a Bianca y que efectuó un llamado al número de Guardia del Servicio de Niñez en esa madrugada de diciembre. Asimismo, dijo que estando Bianca en el Hospital llamó a la Policía, pero que en ese ínterin su madre, el concubino y la niña escaparon. Declaró que posteriormente intentó hacer la denuncia en la Comisaría de la Mujer, pero que no pudo porque no funcionaba la computadora; y que quedaron en comunicarse con él.

Allí terminó todo. No hubo actuaciones policiales ni tampoco intervención del Servicio de la Niñez. Y en este punto las versiones son muchas.

Jésica Braguzzi, titular del Servicio Regional de Roque Pérez –del que también dependen Cañuelas, San Vicente y Saladillo- informó a El Ciudadano que  “No hay constancia de que haya entrado un pedido de intervención”. 

“Tenemos un sistema informático, el Registro Unificado de Niñez y Adolescencia; y después las modalidades de registro de documentación por escrito, correspondencia y fax. En ninguna de esas modalidades se recepcionaron denuncias de ese caso” agregó Braguzzi.

Una fuente ligada al Servicio de Cañuelas desmintió esa información. Aseguró que la denuncia del Hospital sí llegó, pero que no ubicaron a Bianca en la dirección que dio su madre (Bouchard 1339), que por cierto era falsa. El Servicio tampoco se ocupó de encontrar a la niña consultando en los jardines de infantes de la zona o realizando una averiguación de paradero, ya que tenían su nombre y DNI. 

Si efectivamente el médico del Marzetti alertó sobre la situación, ¿alguien se olvidó de ingresar esa denuncia al sistema? ¿O simplemente la desestimaron? La fiscal Norma Pippo podría citar a Arrieta, una vez que regrese al país, para que confirme bajo juramento si denunció las lesiones de Bianca y en ese caso ante quién lo hizo.

El Ciudadano también consultó con voceros del Ministerio de Desarrollo Social de la Provincia, cartera que coordina los servicios zonales. “A raíz de lo que ha trascendido tuvimos contacto con el papá y la abuela de la nena a través nuestra y a través del Ministerio de Justicia, porque hay información muy difusa sobre las denuncias que realizó la familia el año pasado. Estamos analizando cómo fueron las denuncias y por qué no se implementó una medida de abrigo para rescatar a la nena”, dijo la fuente. 

Respecto a lo ocurrido en diciembre, “Si el Hospital se comunicó con el Servicio de Niñez de Cañuelas y el Servicio no hizo nada, hay que ver qué pasó. El servicio local tiene que cargar las denuncias en un sistema. Puede ser que por alguna razón no lo hayan cargado y entonces el Servicio zonal no lo puede ver” agregó.
El vocero consideró que los casos de violencia y abuso infantil “Se empiezan a  naturalizar y tal vez por eso no se actúa con la premura y con la urgencia que se tiene que actuar. Ante un caso de maltrato tan terrible como el que cuentan los vecinos y médicos, ¿cómo nadie se dio cuenta e hizo algo en el momento?”

Desde el Ministerio provincial descartaron una intervención directa sobre el Servicio de Cañuelas. “Quien debe controlar esto y quien tiene que actuar es el intendente. Nosotros podemos hacer recomendaciones u observaciones, pedir que trabajen mejor, pero quienes deben moverse son los órganos de control del municipio y el intendente, porque el Servicio de Niñez de Cañuelas depende del municipio”. 

La fuente concluyó señalando que desde la Provincia “estamos haciendo un seguimiento de los hermanos de Bianca y los hijos del hombre que está detenido. Se están haciendo estudios para ver si otros niños de ese grupo familiar fueron abusados; ahí estamos trabajando fuerte con el organismo local de Esteban Echeverría”.
 
QUIÉNES INTEGRAN EL SERVICIO DE CAÑUELAS

El Servicio de Niñez y Adolescencia de Cañuelas está integrado por Marisol González, Juliana Pascuas y Mercedes Rodríguez (psicólogas), Daniela Delgado (psicóloga social), Marina Medina (trabajadora Social), Miriam Osorio (técnica en Minoridad y Familia); Eugenia Laya (técnicas en ciencias de la educación y estudiante de psicología); y Daniel Pedrini (abogado).
 
El equipo está bajo las órdenes de Alejandra Castro, egresada en 2015 como psicóloga social del Instituto  Psicosocial Argentino, una entidad privada que en los últimos años brindó capacitaciones en Cañuelas.

La mayoría de estos cargos han sido designados a dedo, por afinidad política, y no por concurso, como indica la Ley y como reclaman las organizaciones que se esta semana se movilizaron al centro de la ciudad.
El Ciudadano intentó hablar con Castro, pero se encuentra de licencia por todo el mes. Otros miembros del Servicio brindaron información confusa sobre el caso de Bianca y además se plantearon a sí mismos como un organismo que actúa por denuncia de la Comisaría o por pedido de la Fiscalía, sin asumir un verdadero rol activo y presente en  la problemática de violencia.
 
QUÉ DICE LA LEY
La Ley 13.298 que rige el funcionamiento y estructura de los Servicios locales indica, en su artículo 20, que deberán contar, como mínimo, con un psicólogo, un abogado, un trabajador social y un médico, los que deberán garantizar atención “durante las 24 horas”.
 
Prevé que “la selección de los aspirantes debe realizarse mediante concurso de antecedentes y oposición” y que “Los aspirantes deberán acreditar como mínimo tres años de ejercicio profesional, y experiencia en tareas relacionadas con la familia y los niños”.

© El Ciudadano Cañuelense

Subir
Enviar corrección